Publicidad

Morosidad en el pago de las tarjetas de crédito

morosidad

La morosidad es uno de los problemas que aqueja a las entidades financieras en España. No solo en lo que respecta a  los los préstamos personales o a las hipotecas, las tarjetas de crédito o de pago aplazado, se han convertido en un tremendo dolor de cabezas para la banca.

Según Equifax, los impagos casi que se han duplicado en los últimos 12 meses, con un incremento en medios de pago un 76,99% entre mayo de 2008 y el pasado abril, al subir de 801 millones de euros a 1.418 millones.

Sin embargo no es el único indicador que preocupa. El volumen de recuperaciones de fallidos también ha descendido en este periodo, desde el 14,03% hasta el 4,93%.

En lo que respecta a las entidades denominadas monoproducto (dedicadas en exclusivamente a la comercialización de tarjetas), han reflejado un aumento en términos de deuda, con un incremento del 94,4%. Más atrás, se ubicaron las financieras de consumo, con alzas del 74,5%, y bancos y cajas con el 63,8%.

Según el Banco de España, las tarjetas en circulación, actualmente se sitúan en los 99,6 millones de tarjetas (incluye débito y crédito), lo que supone una media de 2,6 tarjetas por cada habitante con más de 16 años.

Medidas para reducir los impagos

Para contrarrestar esta situación, las entidades financieras han comenzado a promover una serie de medidas para reducir la morosidad. Para ello, han contratado a gestores especializados y medios técnicos que permiten detectar alertas y asignar un tratamiento personalizado a cada caso.

Publicidad

2 responses to “Morosidad en el pago de las tarjetas de crédito

  1. Parece muy difícil poder dar tratamiento personalizado a cada caso cuando éstos aumentan exponencialmente con el paso de los días. La morosidad en esta etapa de la crisis es prácticamente inevitable. Era cuestión de tiempo para que las tarjetas se convirtieran en un dolor de cabeza, especialmente cuando las personas comenzaron a utilizar sus tarjetas de crédito a falta de solvencia económica.

  2. Estamos en una de las mayores crisis económicas de la humanidad y las autoridades bancarias como si nada. Millones de habitantes no tiene faena en toda Europa pero ellos siguen cobrando unos intereses abusivos. Por ejemplo: 5000 euros de una tarjeta de La Caixa, con un pago del 10% es igual a 100 euros intereses y 50 amortización de la deuda. Es decir, un 67% de una cuota mensual son intereses.
    ¿Qué le pasa a La Caixa?. Jamás en su historia había obrado tan despóticamente como lo está haciendo ahora con los débiles. ¿Alguien me lo puede aclarar? Son ya multitud de personas a las que conozco que me han expresado su desesperación por la negación de ayuda financiera cuando están en apuros y que un año antes les dieron todo tipo de facilidades para lo que pidieron

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *